Seleccionar página

Cerrajeros Valencia baratos

Muchas personas por motivos de seguridad cuando viajan prefieren poner un candado con contraseña a su maleta, incluso hay maletas que no requieren el candado porque en su mecanismo de cierre ya incorporan este método de seguridad en el cual se le configura una contraseña.

Pero si tú eres del tipo de personas que maneja muchas contraseñas y muchos números tanto en la casa como en la oficina y por ende tienes tendencia a confundir e incluso olvidar tus claves este no es el mecanismo de seguridad más recomendable para ti.

Si llegamos tarde con esta recomendación y ya tienes una maleta así y resulta que, como era de esperarse, olvidaste la clave y ahora no puedes abrirla, no te preocupes, te enseñaremos un truco para que la puedas abrir sin dañar el mecanismo.
Pero antes de enseñarte esto vamos a hablarte un poco de otras cosas que pueden ser importantes para ti y que seguro deberías saber.

Una maleta es un instrumento o dispositivo con forma de caja (o similar) cuya finalidad es transportar las pertenencias o documentos en un viaje, de forma más organizada y protegida, siendo usadas algunas con una sola asa o con varias, incluso hay maletas que tienen ruedas para una mayor comodidad al transportarlas.

Que tipos de maletas hay

Las maletas las podemos clasificar por su dureza, por su tamaño y por su ergonomía, entonces tendremos:
Maletas duras: de plástico o de algún otro material resistente
Maletas blandas: de cuero, tela o algún material similar como puede ser lona.
Maletas con ruedas: son las más utilizadas actualmente por la comodidad para transportarlas.
Maletas sin ruedas: Este tipo de maleta ya casi no se usa pues las maletas con ruedas las han desplazado
Maletas con asa retráctil y ruedas: son muy prácticas para usar en viajes y en aeropuertos.
Maletas pequeñas: aquí se pueden encontrar las que se usan para transportar cosméticos, conocidas como neceser o las que se usan para transportar documentos, conocidas como maletines o portafolios.
Maletas medianas: En este tipo clasificaríamos también los bolsos o morrales escolares y aquellos que tienen el espacio suficiente para llevar ropa y artículos para un par de días de viaje.
Maletas grandes: son las que se llaman maletas propiamente, tienen espacio suficiente para varios días de viaje y diferentes compartimentos internos para clasificar el equipaje.

Breve reseña histórica
Se cree que las maletas comenzaron a ser usadas por los legionarios romanos, quienes debido a sus constantes viajes se vieron en la necesidad de fabricar unos objetos donde transportar sus cosas esenciales para los viajes.

Las primeras maletas fueron de madera, como cofres, pero con el paso del tiempo se fueron usando otros materiales como cueros de vacas y cosas similares. En el siglo XIX comenzaron a tomar una forma similar a la que conocemos hoy en día, pero no es sino hasta el siglo XX cuando se le da el uso corriente que tienen en la actualidad.

Pasos para abrir una maleta con dispositivo de seguridad si olvidaste la clave
Hay dos métodos fáciles para abrir la maleta si olvidaste la clave, uno menos tedioso que el otro, el primero es el más sencillo que es ir probando combinaciones desde 001 hasta 999 para dar con la combinación adecuada, pero hay una forma más rápida y es esta:

Fíjate bien en el borde de la ruedita que sujeta el número hay una base que lo sujeta.
Gira hasta que puedas ver una ranura en esa base
Repite con cada número y obtendrás la combinación.
Presiona el botón y abre la maleta.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!